lunes, 10 de abril de 2006

Nota aparecida en el periódico Síntesis: "Roberto Bolaño, entre el mito y la realidad "

Roberto Bolaño, entre el mito y la realidad

Robero Bolaño, es la conexión entre mito-realidad. El escritor chileno “no deja de tener lectores entre las capas más jóvenes”, resaltó Ignacio Echeverría, crítico literario, durante una charla que en días pasados ofreció en Profética, casa de lectura.

A pesar de que las nuevas generaciones ya no tienen la misma “rabia” de los jóvenes nacidos en los 50, el autor de Putas asesinas (2001) es leído entre éstos de menor de edad. Y es que la literatura de Bolaño es una “forma de conocer la vida” y de tener en mente la “utopía de cambiarla”.

Roberto Bolaño (1953 – 2003) nació en Santiago de Chile, a los 15 años estaba viviendo en México donde comenzó a trabajar como periodista y se hizo troskista. En el 73 regresó a su país y pudo presenciar el golpe militar. Se alistó en la resistencia y terminó preso. En el 77 se omstaló en España, donde ejerció (también en Francia y otro países) una diversidad de oficios: lavaplatos, camarero, vigilante nocturno, basurero, descargador de barcos, vendimiador. En los 80, se mantuvo de ganando concursos literarios. A fines de los 90, con Los detectives salvajes (1999) obtuvo el premio Herralde y el Rómulo Gallegos, considerado el Nobel de Latinoamérica.

También es autor de las novelas, La pista de hielo (1993), LA literatura nazi en América (1996), Estrella distante (1996), Amuleto (1999), Monsieur Pain (1999), Nocturno de Chile (2000), Una novelita lumpen (2002) y 2666 (2004) ésta última póstuma; de los libros de relatos Llamadas telefónicas (1997), Putas asesinas (2001) y El gaucho insufrible (2003).

Bolaño murió el 14 de julio del 2003, a consecuencia de una insuficiencia hepática.

(Susana Sánchez)
Síntesis